La vuelta a casa en el Real Club Celta de Vigo

La vuelta a casa en el Real Club Celta de Vigo
Denis Suárez, uno de los futbolistas que ha regresado a la disciplina celeste (RC Celta)
camisetas de futbol

Es difícil abandonar tu hogar y más todavía si este es Galicia, tan difícil es que los gallegos tienen una palabra para describir el sentimiento que se forma al estar lejos de su hogar. Tristeza y melancolía por la nostalgia de su tierra natal dice la definición de morriña, y parece que este sentimiento aflora en los jugadores que pasaron por el Real Club Celta de Vigo, porque este verano hasta cuatro jugadores han hecho las maletas con destino Vigo.

Lo sucedido este verano tiene un precedente en el verano de 2015 cuando Iago Aspas decidía volver a casa tras su paso por Liverpool y Sevilla. El jugador de Moaña había logrado la permanencia en segunda división, el ascenso a primera y logrado la categoría antes de emprender su aventura en la ciudad de los Beatles. Iago Aspas volvería a Vigo para aumentar su leyenda, logrando tres trofeos Zarra de forma consecutiva, llevando a su equipo a semifinales de la Europa League y disputando un Mundial con la selección nacional.

Cabe destacar el papel que tuvo este pasado verano con las vueltas de estos magníficos jugadores como son Santi Mina, Denis Suárez, Rafinha o Pape Cheikh.

Además de fichar a jugadores fantásticos, se aseguran que estos futbolistas tengan el sentimiento de pertenencia al club haciendo que las expectativas del club vigués aumenten y que los mejores contenidos de pronósticos den al Celta como candidato a luchar de nuevo por los puestos que otorgan plaza europea para la próxima campaña.

Santi Mina vuelve a la ciudad olívica tras cuatro temporadas en Valencia donde teniendo un papel secundario logró grandes cifras goleadoras y hacerse con el cariño de una afición tan exigente como la de Mestalla. En una operación en la que Maxi Gómez ficharía por el Valencia, tanto el Celta como Santi Mina no dudaron en que el regreso del canterano celtiña podría ser una realidad.

Denis Suárez solamente llegó a jugar en el Celta B antes de que el Manchester City llamara a su puerta y se lo llevara a tierras inglesas. En 2013 fichó por el Barcelona y posteriormente saldría cedido a Sevilla, donde compartió vestuario con Iago Aspas, Villarreal y Arsenal la pasada campaña. Todo apuntaba a que este verano saldría del club azulgrana debido al exceso de competencia, entre el Valencia y el Celta se abrió una disputa por el jugador, que finalmente decidió por la opción de volver a su casa y tener un papel protagonista.

Rafinha ya estuvo cedido en el Celta de Vigo en la temporada 2013/2014 donde cuajó una grandísima temporada, pero los lazos de este futbolista y Vigo ya vienen de mucho antes. Rafinha Alcántara y su hermano Thiago, ya jugaban en el Estadio de Balaídos después de los partidos de su padre, Mazinho. El internacional brasileño militó en Vigo desde el año 1996 hasta el 2000 coincidiendo con la niñez de sus dos hijos.

El futbolista nacido en Senegal, Pape Cheikh vuelve cedido al Celta de Vigo tras dos años casi en blanco en el Olympique de Lyon. El canterano celeste llega a Balaídos para aportar músculo al centro del campo y seguir aumentando minutos.

Sin duda, la afición celeste puede estar contenta con este mercado de fichajes, donde la llegada de estos jugadores le darán un plus de calidad y celtismo a la plantilla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!