España-Corea del Sur, uno de los mayores ‘robos’ de la historia de los mundiales

España-Corea del Sur, uno de los mayores ‘robos’ de la historia de los mundiales
El combinado español acabó desquiciado con la actuación del árbitro egipcio (Foto: as)
camisetas de futbol

El España-Corea del Sur correspondiente a los cuartos de final del Mundial de 2002 fue uno de los partidos que marcó a toda una generación.

La selección española tuvo su época de mayor esplendor en la Eurocopa de 2008, Mundial 2010 y Eurocopa 2012 con Luis Aragonés y Vicente del Bosque en el banquillo.

Antes, ‘La Roja’ casi siempre sufría fracaso tras fracaso y se empezó a hablar de la maldición de los cuartos de final. Sin embargo, hubo un Mundial en el que el combinado nacional, dirigido por José Antonio Camacho, mereció meterse en semifinales por méritos propios y no le dejaron.

Jose Antonio Camacho
Camacho lo dio todo en el Mundial de Corea y Japón en 2002 (Foto: forocoches)

Ocurrió en el Mundial de Corea y Japón, un 22 de junio de 2002. España tuvo como rival en cuartos de final a una de las anfitrionas, Corea del Sur, que venía de dar la sorpresa en octavos contra Italia. Los de Camacho habían sufrido mucho para eliminar a la República de Irlanda en la tanda de penaltis con un Casillas estelar que detuvo 3 penas máximas.

EL ARBITRAJE DE AL GHANDOUR

Los españoles acogieron con optimismo el hecho de no tener que jugar contra los italianos y confiaban en derrotar a una selección que, a priori, era inferior.

El partido transcurrió con bastante igualdad pero parecía cuestión de tiempo que España se impusiera. Los Puyol, Hierro, Baraja, De Pedro, Morientes, Joaquín… merecían el gol y finalmente lo lograron, por dos veces, pero ambos fueron anulados por el nombre propio del partido, un nombre que la afición española nunca olvidará: Gamal al Ghandour.

El egipcio anuló primero un gol a Helguera, que remató sin oposición una falta lateral. El segundo, a Morientes por considerar que el centro de Joaquín había salido. Nada más lejos de la realidad.

Pero no contentos con eso, también se señaló un fuera de juego de Morientes, que se quedaba solo delante del portero coreano después de un buen pase de Joaquín, que no lo era ni de lejos.

Finalmente, la eliminatoria se tuvo que resolver, de nuevo, en la tanda de penaltis y ahí Corea logró anotarlos todos, mientras que por España falló Joaquín. Una auténtica injusticia, que todavía hoy escuece al recordarla.

COREA RECIBIÓ AYUDAS CONTRA ITALIA Y ESPAÑA

Han pasado bastantes años desde aquel día y, parece más que evidente, que Corea del Sur recibió la ayuda por parte de los árbitros para que el anfitrión llegara lo más lejos posible.

Corriere dello Sport reveló en 2015 que existían documentos que probaban la compra de partidos para hacer el camino más fácil a los coreanos que recibieron ayudas, no solo en el partido de cuartos contra España, sino también en el de octavos contra la propia Italia. Los italianos recibieron un gol en un penalti inexistente, Totti fue expulsado en la prórroga de forma injusta y Tommasi marcó un gol de oro legal en dicha prórroga que fue anulado.

El encargado de asignar a los árbitros en ambos partidos fue Jack Wanner, presidente de la FIFA por aquel entonces, que posteriormente fue detenido por un escándalo de corrupción en el máximo estamento del fútbol mundial. Sin duda, una página negra en la historia de los mundiales que, no por ello, conviene olvidar.

 

 

camisetas retro de futbol

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!